Bajo la Nube

Cuando se alzaba la nube del tabernáculo, los hijos de Israel partían; y en el lugar donde la nube paraba, allí acampaban los hijos de Israel. [versi]4 9:17[/versi]

Mencionan Las Sagradas Escrituras una nube muy especial, la nube de Dios. Nube que guiaba al pueblo de Dios en su caminar por el desierto. Les indicaba el lugar y el tiempo de acampada. Nunca les faltó alimento, ni envejecieron sus vestidos durante todo ese tiempo.

Se puede decir sin temor a equivocarse, que el pueblo de Dios, en ese tiempo “vivía bajo la nube”. Bajo la Gloria de Dios. [versi]2 40:35[/versi]

La verdad es que también en este tiempo, en la actualidad, el pueblo de Dios, también debería vivir bajo la nube, dejándose guiar por el Señor en el día a día.

No le iba a faltar la dirección de la que “ahora parece carecer” ni de alimento espiritual. La seguridad y la confianza, desterrarían al temor y a la confusión reinante en parte del pueblo de Dios. Y la Gloria de Dios sería una experiencia constante en Cristo, para su Iglesia. Al igual que lo fue en la antigüedad para Israel.

Porque no quiero hermanos, que ignoréis que nuestros padres todos estuvieron bajo la nube y todos pasaron el mar; y todos en Moisés fueron bautizados en la nube y en el mar, y todos comieron el mismo alimento espiritual y todos bebieron la misma bebida espiritual; Porque bebían de la roca espiritual que los seguía, y la roca era Cristo.
[versi]46 10:1-4[/versi]

Que bueno sería caminar bajo la nube, bajo la dirección de Cristo, ¿Verdad?

¡¡PIÉNSALO!!

2 comentarios sobre “Bajo la Nube

  1. Gracias Antonio, por este artículo. Me ha llegado al corazón,lo necesitaba. Le pido al Señor que me cambie el corazón para que pueda vivir la Gloria de Dios, cada día.

    Paz y bien, para tí y los tuyos.

    Esteve.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *